Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento, mantener la sesión y personalizar la experiencia del usuario.

Más información en nuestra Política de Cookies.

AceptarRechazar
Logo Biblioteca Pública del Estado

Historia

Sección circulante Oviedo
Sala de Consulta Oviedp

A finales del año 1942 se instaló en una dependencia del Instituto Femenino de Enseñanza Media, en la calle del General Elorza de Oviedo, la primera biblioteca "a disposición de todas las personas que quisiesen ampliar su cultura".

Esta biblioteca, con un fondo de 1.727 volúmenes, se hallaba situada demasido lejos del centro urbano y Oviedo seguía en la práctica sin biblioteca pública.

El mes de septiembre de 1944, asume Lorenzo Rodríguez-Castellano la dirección del Centro Coordinador de Bibliotecas de Asturias y se impone como meta el dotar a Oviedo de una verdadera biblioteca pública. Lo consigue el 29 de diciembre de 1947, cuando se instala en la planta baja del edificio número 3 de la calle San Vicente la primera biblioteca verdaderamente pública de Oviedo, a la que se incorporaron los fondos de la establecida en la calle General Elorza.

La biblioteca lleva el nombre de Biblioteca "Fray Jerónimo Feijoo", por hallarse instalada al lado del convento en el que había vivido el sabio benedictino.

Contaba con 5.000 volúmenes, 70 puestos de lectura y un horario de cinco y media a nueve y media de la noche "con el fin de que todos los obreros puedan concurrir a la misma despues de haber salido del trabajo" (Región, 30-12-1947).

En esta ubicación la biblioteca funcionó con exito diez años, pero sus 70 puestos de lectura resultaron insuficientes. En febrero del año 1958, convertida ya en Biblioteca Pública Provincial, dependiente del Ministerio de Educación, se trasladó al edificio del palacio de los Condes de Toreno, situado en el mismo centro de la ciudad.

Andando el tiempo, el palacio de Toreno también se queda pequeño y el Ministerio de Cultura construye el actual edificio que se inaugura en noviembre de 1987. Unos meses antes, el Principado de Asturias había creado la Biblioteca de Asturias "Ramón Pérez de Ayala".